Datos procedentes de ensayos clínicos aleatorios indican que sustituir las versiones de calorías regulares por opciones con edulcorantes bajos en o sin calorías provoca una modesta pérdida de peso y puede ser una herramienta dietética útil para mejorar la conformidad con los planes de pérdida o mantenimiento de peso. Así se indica en una revisión científica publicada recientemente en la revista The American Journal of Clinical Nutrition, en un estudio científico que refuerza el papel positivo de los edulcorantes bajos en o sin calorías  en la prevención del sobrepeso. Tal y como indica la Dra. Pilar Riobó, del Servicio de Endocrinología y Nutrición del Hospital Universitario Fundación Jiménez Díaz y autora del estudio “Edulcorantes bajos en o sin calorías: mitos y realidades”, publicado en la revista Nutrición Hospitalaria, “los alimentos o bebidas que sustituyen el azúcar por este tipo de edulcorantes pueden ayudar a mantener un peso saludable siempre que quien los consuma tenga un estilo de vida saludable, realice alguna actividad física y no consuma calorías adicionales como compensación”.

En su investigación, la Doctora Riobó analizó, entre otros, un estudio randomizado en el que se comparaba la ingesta de bebidas con este tipo de edulcorantes y de agua, como apoyo a los programas de pérdida de peso. Después de 12 semanas, la reducción de peso fue mayor en el grupo que consumió bebidas con edulcorantes bajos  en o sin calorías. Y no sólo eso, sino que este grupo también afirmó haber reducido su sentimiento subjetivo de ansiedad relacionada con el hambre.

Miller PE, Perez V. Low-calorie sweeteners and body weight and composition: a meta-analysis of randomized controlled trials and prospective cohort studies. Am J Clin Nutr, 2014;100:765-77

Riobo P, Sierra R, Soldo Rodríguez J. Low and no calorie sweeteners (LNCS); myths and realities. Nutr Hosp, 2014;30(2):49-55.